Pelis: Te quiero, imbécil

La típica comedia romántica de la sobremesa del domingo. ¡Pero si yo antes veía películas de miedo en la sobremesa del domingo! ¿Qué me ha pasado?

En fin. Marcos es un treintañero que le pide matrimonio a su novia con la que lleva ocho años y ella le deja, y el día siguiente lo echan del trabajo también.

Así que claro, de vuelta a casa de sus padres y sin faena, decide que hay que cambiar de rumbo. Le dan un trabajo nuevo, se encuentra con una compañera del instituto y hasta hay una escena de cambio de look en la tienda con musiquita de fondo.

No se puede ser más típico.

Lo que pasa es que es una película graciosilla, de esas que no tienes que pensar mucho, cero dramas y todo bien.

Previsible pero entretenida.

Los comentarios están cerrados.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: