Compendio de series

Por fin he podido acabar de escribir este compendio de series que llevo vistas algunas desde hace un año. Otras son más recientes, menos mal.

 

  • The Kominsky method

kominsky method

Era una de las series nuevas de noviembre de Netflix y todavía no me había puesto a hacer la reseña. Así que al final voy a juntar las mil que tengo pendientes y ya.

Los protagonistas son un actor que en realidad se dedica a ser profesor de actuación y su representante. La serie es corta, es bastante ligera aunque tiene algunas partes de drama. Me ha gustado aunque la verdad ahora mismo no me acuerdo de casi nada.

Renovada para una segunda temporada.

 

 

  • Dietland

dietland

Otra de la que casi no me acuerdo de nada. Resulta que la serie tiene ya un año. Plum tiene sobrepeso y trabaja contestando cartas en una revista digital de chicas guays de la vida. Luego la serie se lía un poco cuando aparece un grupo terrorista que se llama Jennifer  y Plum se ve un poco envuelta en el tema.

Sé que al final me perdí un poco con la trama y no la disfruté mucho.

 

 

 

 

  • Living biblically

living biblicallyEsta me gustó un poco más pero no me extrañó (ni me importó mucho) cuando la cancelaron.

El protagonista trabaja haciendo reseñas de películas en un periódico, su mejor amigo acaba de morir, así que él se empieza a replantear cosas de su vida y eso hace que quiera empezar a vivir 100% como dice la Biblia. Cuando lo cuenta en el trabajo le dan una columna para que hable de sus experiencias.

Va a pedirle consejo a un cura, y acaba también con un rabino y con un imán (aunque creo que este último desaparece luego) y empieza a intentarlo. Es complicado, sobre todo porque muchas cosas de las que decían entonces ya no se consideran correctas ahora, claro.

Pero esto es una comedia, así que todo lo que haga y que sea culturalmente raro va a ser súper divertido. La serie es súper flojita, la han cancelado como ya he dicho antes.

  • Champions

championsAhora está en Netflix y bueno, se puede ver, así que le podéis echar un vistazo. El protagonista tiene un gimnasio heredado de su familia, que no es nada moderno como lo que se lleva ahora pero van tirando. Resulta que un día una ex novia del instituto le dice que tiene un hijo, que quiere ir a Nueva York a una escuela de arte muy importante y como no pueden pagar la manutención que se lo quede a vivir en su casa y así lo conoce.

La serie no me ha parecido mala, NBC la canceló pero ahora está en Netflix, no sé si van a seguir con ella, pero de momento podéis ver la primera temporada.

 

 

  • Sex education

sex educationEsta fue una de las revelaciones de la temporada pero yo no he sido capaz de escribir una reseña completa de ella. Otis es un adolescente normal cuya madre es terapeuta sexual y aunque él no tiene experiencia en el tema amoroso sabe muchas cosas de oírselas a ella. Así que se junta casi sin querer con una chica rebelde del instituto para empezar un negocio de consejos.

Al final es una serie de instituto, claro. Si no la habéis visto ya (que me extrañaría) podéis verla en Netflix. A mí lo que me flipa de este tipo de series es que están basadas en la época actual pero casi no lo parece, tiene todo halo noventero.

 

 

  • Russian doll

russian dollOtra serie revelación de la que todo el mundo se ha olvidado ya. Nadia es una chica que el día de su cumpleaños se muere y en vez de irse a la otra vida vuelve a empezar el día en un momento determinado. Se da cuenta de lo que está pasando e intenta no volver a morirse pero es complicado, siempre le pasa algo. También supone que tiene que averiguar algo para que deje de pasarle, pero no sabe qué es.

Yo no le veía mucho la gracia hasta que en uno de los primeros episodios conoce a un chico que le pasa lo mismo. Ahí es cuando empezó mi interés.

 

 

 

  • Pen15

pen15Es una serie que si eras adolescente en el año 2000 igual te hace gracia o igual no. Las protagonistas son las creadoras de la serie, que hacen de sus personajes basados en sus vidas (supongo) como si tuvieran 13 años rodeadas de niños y niñas de 13 años de verdad.  Queda rarísimo, sí.

Esta serie solo la puedes ver si te atreves a ver (e inevitablemente recordar) las pintas que llevábamos en aquella época (los tops, los pantalones con miles de bolsillos de cintura baja…) Hay algunos momentos graciosos, eso sí.

 

 

 

  • Ramy

ramy

El protagonista de esta serie es un chico musulmán que intenta vivir su religión lo mejor que puede y a la vez intenta ser una persona moderna, que no es una cosa fácil, la verdad. La serie va sobre esos intentos y cada episodio se basa en un tema interesante. No siempre el protagonista de la historia es él mismo, en un capítulo se habla de lo que su hermana no puede hacer pero él sí (muy típico) y en otro de su madre cuando se mete a conductora de una aplicación porque necesita hacer cosas nuevas en su vida.

Me ha resultado muy interesante, los capítulos son de media hora de duración y se hacen hasta cortos.

 

 

  • Weird city

weird city En plan Black Mirror (porque ahora todas las series futuristas son el plan Black Mirror) pero no da miedo, más bien da un poco de risa. Cada capítulo trata sobre una cosa, no tienen nada que ver entre ellos, solo que todos están situados en una ciudad del futuro que tiene una línea separando la zona rica y la zona menos rica.

Trata temas como conocer a tu alma gemela en una aplicación, apuntarse a un gimnasio que acaba siendo una secta, mudarse a una casa inteligente tóxica, y sobre todo vestir muy raro. Tiene 6 episodios de media hora y es de Youtube Premium.

Ah, y salen muchas muchas caras conocidas de otras series.

  • Dead to me

dead to me

Esta serie ha sido una de las sensaciones del año pero a mí me ha costado mucho verla. Al final me tuve que obligar solo por no tener cosas a medias en Netflix.

Las protagonistas se conocen en un grupo de ayuda en el duelo y se hacen amigas al instante. Una de ellas acaba de quedarse viuda por culpa de un coche que atropelló a su marido y la otra cuenta las cosas a medias.

Al final me ha gustado y está renovada para una segunda temporada, la verdad es que acaba de manera interesante y me gustaría ver como la continúan.

Son 10 episodios y como digo, está en Netflix.


 

Voy a dejar este compendio de series aquí, aunque seguro que si me pongo a pensar me acuerdo de 10 o 20 más de las que no he hablado nunca.

Dentro de poco (o no) tendréis otro compendio con las miniseries, que también son unas cuantas.

Los comentarios están cerrados.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: