Libros: Middlemarch, George Eliot

19 May

middlemarchPensaba que no me lo acababa nunca. No porque no me gustara, si no porque es un poco farragoso (como casi todos los clásicos), y además bastante largo, unas 900 páginas.

Que no os confunda que el autor se llama George Eliot porque sí, es una mujer.

Es un libro sobre la vida social de Middlemarch, una ciudad en la región de Midlands, Inglaterra, sobre 1830. Los más protagonistas son Dorotea Brooke, una chica que decide casarse con un señor que dedicaba su vida al estudio, a pesar de que todo el mundo tenga pena de ella y Tertius Lydgate, un joven médico que acaba de llegar a la ciudad.

Y no, no va a haber relación amorosa entre estos dos.

Por momentos pensaba que estaba leyendo La dama de blanco, aunque solo fuera porque Dorotea y su hermana estuvieran a cargo de su tío (que nada tiene que ver con el tío de La dama de blanco, es verdad)

La verdad es que de entre todos los personajes (y hay unos cuantos), el único que me interesaba era Fred Vincy y los Garth. Menos mal que al final hay un epílogo hablando de ellos.

Dorotea me ha resultado un poco pesada, tiene unas altas aspiraciones para una chica de su época, el estudio y dibujar planos para las casas de los aparceros de su tío son sus pasatiempos favoritos. Por eso decide casarse con un clérigo que está dedicando toda su vida a escribir un libro que se llama “La llave de todas las mitologías” y ayudarle en sus labores, pero ya en su luna de miel me parece que se da cuenta de donde se ha metido.

¿Y el Will Ladislaw? Otro qué tal. Como dicen que le encanta tumbarse en la alfombra cada vez que va a visitar a alguien, siempre me lo imagino tirado en la alfombra visitando a Rosamond, que también es una desdichada de la vida después de casarse con el médico. Aquí cuando estos dos tuvieron problemas de dinero fue otra parte interesante del libro. Rosamond, con lo altanera que es, teniendo que vender sus muebles y mudarse a una casa con menos habitaciones ¡qué locura!

Por cierto que cada vez que la nombraban me imaginaba a Rosamund Pike, por supuesto vestida como en Orgullo y prejuicio. Y cuando decían el nombre de Tertius, volvía a mi memoria Titus el de Unbreakable Kimmy Schmidt.

middlemarch

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: