Libros: El grito de la tierra (Nueva Zelanda 03), Sarah Lark

grito Aquí va el tercer (y último) libro de la trilogía de Nueva Zelanda (En el país de la nube blanca, La canción de los maoríes).

La trilogía me ha gustado mucho, igual que el primer libro, aunque estos dos últimos me hayan parecido un poquito más flojos, supongo que porque en realidad no tratan sobre lo mismo.

En La canción de los maoríes ya nos dimos cuenta de que habíamos dejado atrás a las primeras protagonistas y que estábamos entonces con las nietas, así que no hace falta pensar mucho para adivinar que en esta tercera entrega seguiríamos las vicisitudes de las bisnietas.

Gloria (la hija de Kura y William) y Lillian (de Elaine y Tim) acaban yéndose a estudiar a un internado refinado que solo enseña cosas “artísitcas” en Cambridge (Inglaterra). ¿Por qué? Pues porque Kura de repente se entera de que tiene una hija (en serio, lo de esta madre no es normal) y decide que vale ya de caballos y ovejas y que alguien la enseñe a tocar el piano y a cantar tan bien como ella. Y Lillian se va con ella porque Gwyn no la quiere dejar sola y Elaine aprovecha que se lo paga todo la abuela.

Bueno, pues como veis, este libro se desarrolla casi más fuera de Nueva Zelanda que dentro. Entre el internado, la primera Guerra Mundial, las giras de Kura (Gloria los acompaña por Europa y Estados Unidos durante un tiempo) y demás. Bueno, tampoco quiero contar mucho más de la trama para no entrar en spoilers a futuros e hipotéticos lectores así que voy a dejar algunos comentarios que he ido apuntando en mi libreta según avanzaba el libro:

Los spoilers están escritos abajo, no en un link a esta imagen.
Los spoilers están escritos abajo, no en un link a esta imagen.

Helen se ha muerto, no me extraña porque en el segundo libro no sale prácticamente nunca así que no tenía mucho sentido que intentara meterla con calzador otra vez.

Es que yo me sigo imaginando a los protagonistas del primer libro igual que entonces aunque tengan 80 años. Y a las chicas pelirrojas de pelo rizado como a la princesa Mérida de Brave. Sobretodo a Elaine.

La boda de Jack y Charlotte más deprisa no puede haber ido, se conocen, se prometen (si ha habido un cortejo largo ni nos enteramos, de lo rápido que pasa la acción), se casan y se van de luna de miel. Todo en el mismo capítulo. ¿Pero por qué tanta prisa?

Lo bueno de la parte de la historia que se desarrolla en las batallas de la Primera Guerra Mundial es que no están en la típica Europa que ya hemos visto mil veces (sobre todo este año con las miniseries), si no que a la ANZAC la destinan al estrecho de Dardanelos, pasan por Egipto, Grecia y acaban en Galípoli (Turquía), donde tiene lugar la mayor parte de la acción de los personajes desplazados hasta allí. Al principio estaba esperando a ver quién la palmaba antes, después del primer libro los dramas y las muertes se han ido suavizando, la verdad, aunque no os creáis que no ha habido muertes.

Otra cosa que me ha hecho gracia es que los trabajadores de la granja llamen a Gloria “Pocahontas”.

Y ahora un gran spoiler: Gloria decide casarse con su medio tío y absolutamente nadie dice nada. ¿Es que se han olvidado del paretesco? ¿Por qué nadie ni siquiera hace un pequeño comentario? La Gwyn estará súper contenta claro, pero es que su hijo se está casando con su nieta, es todo un poco raro… En fin.

grito

Más libros de Sarah Lark:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: