Para entrar a mear (Vol. 3)

Sé que deseáis con ansia ver mis fotos de baños, lo sé, así que os voy a dejar unas cuantas hoy. Pero vamos a empezar por lo light:

Porque el problema del papel es constante, siempre está ahí, esperando. Pero llegar al momento de tener que cerrar el dispensador con un candado…

Hace unas semanas estuve en Baeza (¡todavía no me he puesto con los posts!) y vi este baño tan moderno (como el resto del local), en la foto la verdad es que no sea aprecia bien, pero toda la pared estaba llena de espejos, esta guay eso de  mirarte mientras meas, aunque solo sea por cambiar, o eso debieron de pensar los dueños. Esos dueños que salen del baño de chicas mientras esperas para poder entrar tú.

También es bonito el detalle de llenar toda la pared de espejos pero no poner uno donde el lavabo, que es lo más normal.

Pero la gota que colma el vaso (del “asquerosismo”) es esto. Porque no lo veis, pero ya os cuento yo que dentro de ese vaso de pepsi había pis. Porque ¿para qué vas a mear en la taza cuando puedes mear dentro de un vaso? Pues lo mismo se debió de preguntar esta maravillosa persona. Eso sí, debía de tener una puntería…

Y ahora, una maravillosa selección de pintadas:

La transcripción de lo primero sería más o menos así: “Ámame sin miedo, hazme feliz con tu cariño, dame tu ¿valor?, te deseo y yo seré feliz contigo.”

Luego un dibujito de dos personas que se quieren y después un mensaje para Sergio, que me pregunto como lo leerá, si lo escriben en el baño de las chicas, pero como ella misma dice “que no sea imposible”, igual no es imposible que se lo encuentre. Nunca se sabe. Se la ve optimista. Aunque igual el mensaje no va dirigido a Sergio, si no que es el propio Sergio el que lo escribe para que lo vea su novieta cuando vaya a mear.

Pero esta me gusta mucho más: “TE AMO JONY LO SIENTO 😦“.

Ya hemos visto que no es imposible que tus chicos acaben entrando al baño a leer tus mensajitos, así que ¿por qué no decir lo siento? En vez de enviarle un sms (o un wasap) o llamarle o ir al parque donde se junta con sus amigotes a fumar porros y hablar de gimnasios para decírselo, es más lógico escribirlo en la puerta de un váter. Claro.

12 comentarios sobre “Para entrar a mear (Vol. 3)

Agrega el tuyo

  1. A ver, a ver, que todo tiene su razón de ser. Tú viste salir al dueño del bar del baño de tías, no? Pues entonces está claro que el que meó en el vaso de Pepsi fue él! Y siguiendo con la lógica aplastante, está clarísimo que ese hombre es Sergio, y por eso su novia-amiga-amante-esposa-loquesea le dejó el mensaje en ese baño, porque ella sabía que él iba a mear allí en su vaso de Pepsi mientras se miraba al espejo. Si es que hay que explicarlo todo… XDDD

    saluditos!

    Me gusta

  2. De verdad, que no entiendo como puede haber tanto cerdo, en este caso parece que era cerda, suelto por el mundo… Me imagino la puñetera gracia que le haría a la persona que tenga que limpiar el baño encontrarse con ese vaso de regalo… Puajjjj!!!

    Besotes!!!

    Me gusta

  3. Estoy buscando piso como Lillu y me está encantando este blog, me siento comprendida, me siento acompañada en mi desgracia, me siento en cualquier sitio menos en estos baños, y en los de una entrada anterior, donde para usar el wc había que estar en la bañera, y otra en la que para usar la ducha había que … levitar, supongo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: